jueves, 16 de octubre de 2014

Vacaciones en oficina de farmacia


Raquel Criado
Departamento Laboral
Gómez Córdoba Abogados SL
 

El personal contratado en Oficinas de Farmacia tiene derecho a 30 días naturales de vacaciones anuales por año completo de prestación de servicios (a efectos de cómputo cuentan tanto los sábados como domingos y festivos), a disfrutar preferiblemente en los meses de mayo, junio, julio, agosto, septiembre u octubre, y dentro del año natural.

Cuando el personal no pueda disfrutar las vacaciones anuales durante dicho periodo, por causa no imputable al mismo, tendrá derecho a cinco días hábiles de vacaciones adicionales.

La distribución del disfrute de las fechas se decidirá de mutuo acuerdo entre el titular del establecimiento y el personal de la farmacia. En caso de no llegarse a un acuerdo, se tendrá en cuenta los criterios prioritarios de necesidades familiares y de antigüedad al servicio de la empresa.

En el supuesto de cese total de la actividad del establecimiento con motivo de las vacaciones anuales, éstas se disfrutarán obligatoriamente en el período de cierre.

El período de vacaciones podrá subdividirse por acuerdo entre las partes en fracciones no inferiores a una semana. En este caso no existiría el derecho a los cinco días hábiles adicionales.

En toda Oficina de Farmacia debe existir un calendario laboral donde se establecerá la fecha de disfrute de las vacaciones de los trabajadores, que se conocerán con dos meses de antelación y se comunicarán antes del 30 de abril del año en curso. En aquellos supuestos en que las fechas previstas para el disfrute del período vacacional coincidan con una situación de suspensión del contrato de trabajo por enfermedad común o accidente, independientemente de si se ha iniciado o no el disfrute del periodo vacacional por el trabajador, su disfrute se diferirá hasta el día en que se produzca el alta de tal situación, con las siguientes limitaciones: la fecha tope para disfrutar las vacaciones será el 31 de enero del año siguiente y si el alta se produce con posterioridad al 31 de diciembre, el período de vacaciones a disfrutar será la mitad del tiempo pendiente de disfrute.

Excepto cuando se produzca el cese total de la actividad del establecimiento con motivo de las vacaciones anuales. Dicha limitación no será de aplicación cuando el periodo de vacaciones coincida con una incapacidad temporal derivada del embarazo, el parto o la lactancia natural o con el período de suspensión del contrato de trabajo previsto en el artículo 48.4 del Estatuto de los Trabajadores, su disfrute podrá diferirse al momento en que finalice el período de suspensión, aunque haya terminado el año natural a que corresponda.

Legislación aplicable: RD Legislativo 1/1995, de 24 de marzo, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores. XXIII Convenio colectivo marco para oficinas de farmacia. Sentencia del TJUE de 21.06.13